Voto vendido; democracia mercantilizada

LECTURA POLÍTICA Voto vendido; democracia mercantilizada Noé Mondragón Norato   La compra del voto en México, es parte inherente a la cultura de la trampa y del premeditado interés por no jugar en terreno limpio y parejo. Los partidos políticos gastan millones de pesos no solo en propaganda electoral, sino sobre todo, en la cooptación financiera de voluntades. Hay un terreno fértil para ello: la pobreza, el desempleo, la marginación y la necesidad de millones de mexicanos, traducidos en ignorancia sobre el valor cívico real que representa su voto. Hay puntos que es preciso abordar al respecto. MERCADO ELECTORAL VIGENTE.- Uno de los deportes favoritos de partidos políticos y candidatos en temporada electoral, es salir a comprar votos en el vasto mercado electoral creado y alentado por ellos mismos. Lo hacen cínicamente. Saben y evalúan que la fuerza política de sus partidos y actores de poder que los respaldan, son suficientes para que los órganos electorales se queden mudos y quietos. De ahí se abre lo demás: 1.- Entre el comprador y el vendedor de votos se crea en automático, un inevitable lazo de lealtades efímeras: el candidato compra la copia de la credencial de elector, y el votante se resigna a venderla a cambio de precios que van de los 500, 1000, mil 500 y hasta 2 mil pesos. O por otro canje en especie. Como las estufas que acaba de regalar la candidata del PRI a la alcaldía de Chilpancingo, Beatriz Vélez. Apenas ayer lunes. 2.- Al aceptar ese canje, el votante entiende la situación: ya no podrá exigirle más a su fugaz benefactor. Aunque le suba los impuestos, el agua y el predial. Sabe que perdió toda posibilidad de reclamar algo que no pudo vender. Tendrá que esperar otra elección, para repetir ese mismo esquema. Es decir, vender su voto. Como si estuviera condenado de por vida, a convertir su conciencia en mercancía. Y también, a no salir jamás del círculo vicioso de su pobreza y marginación. De la ignorancia traducida en manipulación permanente. 3.- El candidato en campaña sabe que todo aquello que compra y da, lo multiplicará cuando llegue al poder, hasta en mil por ciento. Tendrá cancha abierta para abrir las arcas presupuestales. Darse una vida de lujos y riquezas. Empoderarse y adquirir un status y una legitimidad, sustentados en ese voto comprado, pero no consciente, de todos los ciudadanos que accedieron a esa transacción. Y la ironía es inevitable: al poder público llegan muchos arribistas, Juniors y verdaderos analfabetas funcionales. Como aquellos miles de ciudadanos a los que enganchan con falsa y pertinaz verborrea, hasta lograr la compra de su credencial de elector. Y esas limitaciones intelectuales se traducen necesariamente en “virtudes” para todo lo malo: saquear, robar, corromper, desviar recursos, traficar influencias y mentir. 4.- Los cierres de campaña del próximo miércoles de la mayoría de los partidos políticos dominantes, se verán notablemente inoculados por la compra del voto. Porque mientras exista oferta, habrá demanda. Mientras la pobreza, el desempleo y la marginación se mantengan vigentes, habrá un mercado cautivo del voto. Mientras los gobiernos no inviertan decididamente en educación, para abatir con firmeza la ignorancia, la manipulación de las conciencias seguirá replicándose en cada proceso electoral. Mientras el ciudadano no tome conciencia del valor cívico real que representa su voto en la construcción del futuro para él y las próximas generaciones de su familia, el país continuará girando en el lodo y la podredumbre de las que luego nos quejamos. Y el perfeccionamiento democrático seguirá siendo una utopía. Reducido a mercancía. HOJEADAS DE PÁGINAS…El ex gobernador Zeferino Torreblanca, está enceguecido. Y es incongruente. Porque siendo de los primeros gobernadores en reconocer como presidente del país al panista Felipe Calderón en 2006, quería que López Obrador, “lo premiara” con la candidatura del Morena al puerto de Acapulco. Y encaprichado, asume que no declinará por Adela Román. Como si estuviera seguro de ganar la elección. Los resultados del 1 de julio le confirmarán ahora sí, que ya es tiempo de jubilarse. www.desdeabajo.com.mx Síguenos también en Twitter:@acadesdeabajo y en Facebook: Desdeabajo Aca  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *