Los granos básicos II

Laberinto Político

Los granos básicos II

Héctor Manuel Popoca Boone.

 

La estrategia para recuperar nuestra autosuficiencia alimentaria tiene dos grandes vertientes sustentadas en la tipología de productores rurales de México.

La primera de ellas es recuperar la rentabilidad económica perdida; es decir, convertir otra vez a la agricultura campesina una actividad económica cuyo costo-beneficio sea positivo para la persona que siembra.

En otras palabras, que sea negocio dedicarse a la agricultura de los granos básicos. La segunda vertiente derivada de la primera, es volverla sostenible y sustentable para aquellos productores cuyas parcelas sean de auto consumo o para los que, una vez asegurada su provisión alimentaria familiar anual, destinen excedentes a los mercados regionales.

A partir del reclamo campesino e indígena de que “el campo ya no aguanta más”, de su paulatino deterioro económico debido al incremento constante en los precios de los insumos agrícolas, aunados al creciente costo de la mano de obra en tanto que los precios de sus productos cosechados permanecían invariables o de plano iban a la baja, a consecuencia de la libre importación que se hacía del maíz, frijol, trigo y arroz de otros países, principalmente de Estados Unidos y de Argentina, a causa también de una competencia desleal y excluyente porque los productores rurales allende nuestras fronteras, eran y son subsidiados por sus gobiernos nacionales de origen.

La estrategia de fomento a la producción del nuevo gobierno federal tiene un enfoque integral, a partir de subsanar las distorsiones estructurales generadas en la producción nacional de los alimentos básicos.

Desde éste año, habrá apoyo gubernamental federal para subsidiar el proceso productivo; desde la adquisición de los insumos agrícolas requeridos para la siembra como lo son los fertilizantes químicos y/o orgánicos junto con la semilla natural mejorada en sus nutrientes proteicos (en una segunda etapa); así como en el acceso a las mejores artes tecnológicas que posibiliten elevar la productividad por hectárea junto con otros insumos diversos requeridos; además del acompañamiento técnico que brindaran agrónomos de nuevo tipo a los que se les otorgará un salario remunerador y decoroso.

La última fase del apoyo gubernamental federal será brindarle al productor rural la certidumbre de un precio razonable para su cosecha; al establecer un precio de garantía y la posible adquisición institucional, en caso de no tener un buen comprador en los mercados regionales.

Eso permitirá también erradicar la intermediación innecesaria que encarece el precio de los granos básicos.

El Programa Nacional de Fertilizantes en Guerrero tendrá su punto de arranque en la región de Tierra Caliente, en febrero próximo, ante la presencia del Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, al otorgar los primeros bultos de fertilizante a beneficiarios de los municipios de Pungarabato y parte de los de Coyuca de Catalán; tomando como base las asambleas de pobladores productores de granos básicos que tendrán como principal punto del orden de temas a tratar, la validación final del padrón de beneficiarios y la constitución del comité pro-fertilizante respectivo, con la asistencia de las autoridades civiles y agrarias locales, un visitador de la Procuraduría Agraria y un servidor público de la SADER.

La proveeduría del fertilizante será responsabilidad de la nueva empresa federal: Productora Nacional de Fertilizantes (PRONAFER) y la distribución en Guerrero estará a cargo de la también nueva empresa federal: Seguridad Alimentaria Mexicana (SEGALMEX), bajo la consigna presidencial de hacer la entrega en forma directa e individual del fertilizante al beneficiario, sin intermediarios de ninguna especie.

El jefe del Distrito de Desarrollo Rural 03, José Miguel Treviño Barrera, me indica que el reto para la región de Tierra Caliente será atender alrededor de 70 mil  hectáreas de siembra de maíz grano blanco.

Sin “moches” para entrar al Programa ni “rasuradas” para recibir el fertilizante. P.D. De nueva cuenta México recupera su prestigio internacional que había perdido, cuando teníamos gobiernos federales serviciales y lacayunos con tal de obtener la gracia ajena.

www.desdeabajo.com.mx

Síguenos también en Twitter:@acadesdeabajo y en Facebook: Carlos Yáñez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *