Sin categoría

Deteriorada la paz en el país en un 4.3%

Los Estados: Los últimos cinco años: Valor económico de la paz: Dinámicas de la violencia: IEP

 

 

Karina Méndez / Quadratín

05/05/2020

San Luis Potosí, SLP.

 

 

Se ha deteriorado la paz en el país en un 4.3 por ciento en el último año, de acuerdo al Índice de Paz México 2020 realizado por el Instituto para la Economía y la Paz (IEP) y presentado por su director en el país, Carlos Juárez.

El titular indicó que los principales hallazgos realizados durante 2019 revelaron que la paz en el país se deterioró en un 4.3 por ciento, la cual está relacionada con el incremento de la delincuencia organizada en un 24 por ciento.

El reporte, que puede descargarse en la página oficial de IEP, utiliza cinco indicadores principales: homicidios, delitos con violencia, delitos con armas de fuego, cárcel sin sentencia y crímenes de la delincuencia organizada. Además de las fuentes de datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública (ENVIPE) con ajustes en su cifra negra para llegar a las cifras más realistas, así como las tendencias de los últimos cinco años.

Asimismo, el homicidio se ha convertido en una de las principales causas de muerte en México, sobre todo entre las persona de 15 a 44 años, con un crecimiento de 1.4 por ciento, y la cuarta causa de muerte en niños de 5 a 14 años.

Esto equivale a más 35 mil 500 personas asesinadas en el último año. Con estas cifras México rompe, por tercer año consecutivo, el máximo histórico de homicidios en el país.

Los delitos con violencia también incrementaron en 2019, en un 3.4 por ciento. Mientras que dos de sus subindicadores también aumentaron drásticamente: los delitos sexuales y la violencia familiar, en un 18 y 14 por ciento, respectivamente.

Aunque con la cuarentena por Covid 19, se espera que estos niveles incrementen con mayores afectaciones hacia las mujeres de México.

Los Estados

En cuestión de estado, la mayoría aumentaron sus niveles de violencia, pues 24 de las 32 entidades del país empeoraron sus niveles de paz y solo nueve mejoraron sus condiciones.

Los cinco estados más pacíficos de México son los siguientes: por cuarto año consecutivo Yucatán es la entidad más pacífica, seguido por Tlaxcala, Chiapas, Campeche y Nayarit, el cual mejoró nueve posiciones en la tabla nacional.

Asimismo, el titular destacó que después de siete años, el estado de Guerrero logró salir de la clasificación de los cinco estados más violentos.

En cuanto a los menos pacíficos, Baja California ocupa el primer lugar por segundo año consecutivo, seguido por Colima, Quintana Roo, Chihuahua y Guanajuato.

Los últimos cinco años

En cuanto a la tendencia de los últimos cinco años, el nivel de paz cayó a un 27 por ciento de 2015 y 2019 ante el crecimiento en la tasa de homicidios en un 86 por ciento.

Cuando hace cinco años se tenía un estado con tasa de homicidio extrema (más de 49 homicidios por cada 100 mil habitantes), en el último año se contabilizaron a seis entidades.

Los delitos con arma de fuego se duplicaron en los últimos cinco años; cerca del 70 por ciento de los homicidios cometidos en el país fueron causados por armas de fuego, lo cual también se da gracias a la disponibilidad de armas.

«Para quienes creen que las armas pueden garantizar la seguridad, la evidencia internacional nos dice que no es así.

A mayor cantidad de armas disponible, mayor cantidad de violencia y homicidios», señaló.

La delincuencia organizada también ha superado sus niveles. De tener tres conflictos entre cárteles en 2016 a nivel nacional, se pasó a 18 conflictos en 2018.

Juárez señaló que se mantuvieron niveles relativamente bajos de conflictos armados entre 1992 y 2002. Sin embargo, a partir de la guerra contra el narcotráfico en 2006, los números fueron al alza.

Cabe destacar los logros obtenidos por los siguientes estados entre 2015 y 2019: en Baja California Sur ha logrado reducir en 58 por ciento sus niveles de homicidio; Sinaloa se convirtió en el estado que más mejoró en sus 4 de 5 indicadores, por lo que pasó de la posición 30 a la 18; y Tamaulipas avanzó 15 posiciones al lograr reducir los crímenes de alto impacto en un 86 por ciento, así como los secuestros y la trata de personas en un 80 por ciento.

Asimismo, en el mismo período de tiempo Oaxaca quintuplicó su tasa de homicidios; Colima aún mantiene la tasa más alta de homicidios en el país; y en Quintana Roo se aumentaron los homicidios provocados por arma de fuego 13 veces y su tasa de homicidios creció en un 213 por ciento.

Valor económico de la paz

El IEP también realiza proyecciones sobre el costo económico que tiene la violencia en el país. Para este 2019, Juárez explicó que la violencia le ha costado a México 4.57 billones de pesos, lo que equivale al 21 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB).

Para poder ponerlo en perspectiva, señaló que dicha cantidad equivale a ocho veces el presupuesto invertido en el sector salud en el mismo año.

En términos per cápita, a cada mexicano y mexicana la violencia le ha costado 36 mil pesos.

«La pregunta es qué podríamos haber hecho con ese dinero hoy que estamos frente a una pandemia y una crisis de salud en nuestro país y en el mundo, y que los recursos son escasos. Habría que preguntarse dónde hemos puesto nuestros recursos económicos como país», señaló.

Tampoco es de beneficio que el país tenga la inversión más baja en materia de seguridad en Latinoamérica y el Caribe, incluso por debajo de Guatemala.

De acuerdo con el IEP, México solo invierte el 0.7 por ciento del PIB para el gasto en seguridad interna y el sistema judicial. Mientras que el promedio del gasto en la región es de 1.50 por ciento del PIB.

«Hace falta invertir en las instituciones de justicia; las tasas de impunidad que tenemos por arriba del 97 por ciento en México son escandalosas, y no vamos a darle la vuelta a estos números si no fortalecemos la capacidad de nuestras instituciones de impartición de justicia», explicó.

Dinámicas de la violencia

Por primera vez el IEP midió diversas formas de violencia existentes en México con mayor detalle, por lo que se encontraron cuatro dinámicas preponderantes que deben ser atendidas de manera diferenciada.

Estas cuatro categorías son: violencia política contra participantes de la política, violencia oportunista (robo y extorsión), violencia interpersonal (delitos sexuales, asalto y violencia familiar) y conflicto de cárteles (tasa de muertos de conflicto armado, narcomenudeo, delitos de mayor impacto de la delincuencia organizada).

Juárez señaló que para resolver estas violencias es fundamental comprenderlas a profundidad y entender que cada una tiene naturalezas distintas, por lo que cualquier estrategia con propósitos de reducirla, primero tendrá que diferenciarlas y atender la raíz de cada una.

Asimismo, destacó la violencia cometida contra periodistas y profesionales de la comunicación en México. El número de asesinatos registrados contra periodistas ha disminuido en un 64 por ciento, desde que alcanzó su máximo en 2012, con menos de 60 para el 2019. Sin embargo, han aumentado significativamente el número de amenazas y actos de intimidación, por lo que aún se coarta la libertad de expresión en el país.

Paz positiva

Este término utilizado y promovido por la IEP es utilizado para distinguir las actitudes, instituciones y estructuras que crean y sostienen a las sociedades pacíficas, y a la cual se aspira a llegar.

Pues se tratan de medidas a largo plazo, con actitudes y estructuras que desactivan formas de violencia menos visibles. A diferencia de la paz negativa, la cual tiene que ver con las manifestaciones directas de la violencia, como robo, homicidio, delincuencia, bullying.

La paz positiva se basa en los siguientes pilares: libre flujo de información, entorno empresarial sólido, buenas relaciones con los vecinos, altos niveles de capital humano, distribución equitativa de los recursos, aceptación de los derechos de los demás, buen funcionamiento del gobierno y bajos niveles de corrupción.

En el caso de México, entre 2009 y 2018, los retos principales para lograr una Paz Positiva es el buen funcionamiento del gobierno, pues en la actualidad el crimen organizado prospera, mientras que este pilar y los bajos niveles de corrupción son débiles.

También señaló que la Paz Positiva es una medida de resiliencia social, pues si los ocho pilares en el país son sólidos, la sociedad puede recuperarse mejor de las crisis políticas, sociales, ambientales, económicas y de salud que pueda enfrentar.

Sin embargo, los pilares deben mejorar de manera simultánea, para evitar la generación de violencia en otros aspectos.

Juárez señaló que una buena noticia, y a pesar de la crisis de violencia que se viven en la actualidad, México tiene un superávit de Paz Positiva, por lo que el país puede lograr salir de esta crisis y superarla.

IEP

El IEP es un centro de investigación fundado en Sydney, Australia y con oficinas en La Haya, Bruselas, Nueva York, Zimbabwe y México, con el objetivo de fomentar una comprensión más amplia de la métrica y los factores que impulsan la paz.

El Índice de Paz en México se realiza desde hace siete años, en el que se clasifican a los 32 estados de la República según sus niveles relativos de paz a través de una investigación sobre impulsores de violencia y paz.

¡Denuncia en desdeabajo Noticias!

 

¿Conoces o tienes fotos y videos de algún acto de posible negligencia, corrupción y abuso de autoridad? Mándalo al WhatsApp de desdeabajo Noticias: 7443262471. ¡Compártelo! Nosotros le damos seguimiento
www.desdeabajo.com.mx

Síguenos también en Twitter:@acadesdeabajo y en Facebook: Desdeabajo Aca

 

Related posts

Pide HAF reforzar campaña #QuédateEnCasa para evitar más contagios

admin8

Ante indiferencia de CFE con la población, Añorve demanda que Bartlett comparezca y baje costo de luz

admin8

En Chilpancingo no es correcto que se castigue a quien no porte el cubrebocas: Coparmex

admin8

Leave a Comment